Tipos de estufa y fuentes de calor para casa

Oct 6, 2020 | Actualidad, BricoBrihuega

El otoño ya está aquí y con él la bajada generalizada de las temperaturas. Descenso en el exterior y por supuesto dentro de casa, donde ya va apeteciendo poner la calefacción. Actualmente contamos con diferentes fuentes de calor, que se adaptan a las necesidades de cada hogar. En este post vamos a hablar de siete maneras de calentar la casa. ¿Cuál prefieres tú?

temperatura ideal en casa

La temperatura ideal en casa oscila entre los 17º y los 21º aproximadamente.

Durante los meses de otoño e invierno es indudable que pasamos más tiempo en casa. Por lo tanto, es más importante que nunca crear un ambiente confortable. Imprescindible para conseguirlo es tener una buena temperatura, agradable durante el día y suficiente durante la noche para favorecer un buen descanso.

La fuente de calor elegida para calentar la casa dependerá de muchos factores, por ejemplo el tipo de edificación, los metros cuadrados y disposición de las estancias, etc.

Siguiendo unas líneas generales, vamos a resumir algunas de las fuentes de calor más frecuentes y recomendadas.

7 formas de calentar la casa

  1. Estufa de pellet. El pellet es un biocombustible muy recomendable para todo tipo de casas, ya que existen estufas de distintos tamaños en función del número de metros cuadrados de la vivienda. Además, el pellet es una fuente de energía sostenible y sumamente eficiente, con el que se puede alcanzar hasta un 50% de ahorro.

    Estufa de pellets.

    El pellet es un biocombustible de alta eficiencia energética.

  2. Estufa de leña. Por lo general este tipo de estufa se recomienda para casas de hasta 150 m² aproximadamente, preferiblemente ubicadas en entornos rurales. Su instalación es muy sencilla y sin duda ofrece un ambiente cálido e incluso un punto de reunión con cierto encanto y tradición.
  3. Radiadores, placas y calefactores. En este caso, funcionan con electricidad y no generan ningún tipo de residuo, olores ni gases de ningún tipo. Otra de sus ventajas es que funcionan en silencio y emiten un calor suave y homogéneo. Al no requerir instalación, se pueden colocar en cualquier estancia.
  4. Emisores térmicos. Son un interesante sustitutivo a alternativas más convencionales como el gas ciudad. El consumo es muy equilibrado, pudiendo estar en funcionamiento durante todo el día.
  5. Estufas halógenas, de cuarzo o de gas. No requieren instalación y calientan la estancia rápidamente. Suelen ser una alternativa económica, dependiendo también de la potencia y tecnología utilizada.
  6. Estufas de parafina. Recomendadas para estancias de entre 20 y 60 metros cuadrados. Tienen un gran poder calorífico y están equipadas con múltiples sistemas de seguridad.
  7. Estufas de bioetanol. Su combustible es totalmente ecológico. No precisan instalación y lo único que desprenden es vapor de agua. Actualmente existe la posibilidad de utilizar bioetanol con diferentes aromas.
radiadores portatiles

Los radiadores portátiles funcionan con energía limpia y son silenciosos.

Estas son algunas de las alternativas caloríficas más frecuentes, más allá de los sistemas de calefacción convencionales. Opciones todas ellas seguras y eficientes, pero con las que tenemos que tener en cuenta el tamaño de la casa, si es la vivienda habitual o es una segunda residencia, el presupuesto disponible, etc.

En todo caso, y sea cual sea la fuente de calor elegida para sobrellevar los meses de frío, compartimos algunos consejos prácticos para ahorrar y evitar el derroche energético.

estufas-BricoBrihuega

Asesoramiento sobre estufas y sistemas de calor.

Consejos para mantener el calor en casa:

  • Sea cual sea la tecnología calorífica elegida, es imprescindible que se encuentre en buen estado. Las revisiones técnicas tienen que ser periódicas para asegurar que todo funciona correctamente.
  • Es vital escoger el combustible adecuado. Por ejemplo, en el caso de la estufa de pellets, hay que elegir pellet de Calidad Certificada, que nos va a garantizar su eficiencia energética.
  • Evita cubrir radiadores, estufas o cualquier otro dispositivo con ropa u otros objetos que dificulten la emisión de calor.
  • Un buen aislamiento de la vivienda es clave. Los puntos de fuga más frecuentes son las puertas y ventanas, tenlo en cuenta y ponle remedio lo antes posible.
  • ‘Juega’ con la luz del sol, aprovechando las mejores horas para tener las persianas subidas. Al caer la tarde, bájalas y corre las cortinas, es una barrera más contra el frío.
  • Si hay alguna habitación que no usas, déjala cerrada y apaga el radiador o el sistema utilizado.

 

Y, por último, un recordatorio que seguro os vendrá bien:

¿Cuál es la temperatura ideal que tenemos que tener en casa?

  • Por el día, lo ideal es tener en torno a 21°.
  • Por la noche, mejor no bajar de 17°.

Siempre que se pueda es recomendable mantener una temperatura lo más constante posible, sin cambios bruscos. Además de tener un ambiente más agradable, también lo notará el bolsillo.

Asesoramiento a medida

En BricoBrihuega podemos ayudarte a elegir el sistema de calefacción más eficaz y eficiente, adecuado a tu vivienda y necesidades. No dudes en pasar por nuestra tienda si necesitas consejo.

Además, echa un vistazo a nuestro catálogo online de calefacción, seguro que te despejará algunas dudas.

Haz click en la imagen para ver el catálogo online.

¡Síguenos en redes sociales!

25 AÑOS

Azulejos Brihuega: 1995 – 2020. Desde que abrimos nuestra primera tienda, no hemos dejado de crecer gracias a los clientes que han confiado en nosotros para transformar sus hogares y hacer realidad sus proyectos. Azulejos y pavimentos, muebles para el baño, sanitarios, platos de ducha, bañeras, mamparas, cocinas… Soluciones a medida y para siempre.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies